¿Cómo actúan estas operaciones sobre la diabetes?

La Cirugía Metabólica surge a partir de la Cirugía Bariátrica (cirugía para la obesidad mórbida).
Las modificaciones realizadas en estas operaciones aumentan factores liberadores de insulina lo que hace que a las semanas de realizada la operación, en mas de un 70% de casos, haya mejorado notoriamente las cifras de azúcar en sangre. Lo que viene a resolver que a pesar del enorme esfuerzo centrado en el tratamiento farmacológico, dietético, cambios en el estilo de vida y otras terapias, solamente se ha conseguido un éxito limitado en el control de la diabetes tipo II resultando efectivo en algunos sujetos e inadecuado en otros.

Existe la percepción general que la DM2 es una enfermedad crónica y progresiva en su naturaleza.

A diferencia de la cirugía bariátrica, la Cirugía Metabólica se puede realizar en pacientes con un IMC menor de 35 kg/m2, ya que el objetivo principal de la misma es el tratamiento de la diabetes y no de la obesidad.